Metodología

Locura es hacer lo mismo una y otra vez esperando obtener resultados diferentes.

Albert Einstein

tradicional

Es común que cliente e implementador encaren el reto implementando el sistema por partes, lo que significa que no se lo ve al sistema como tal sino de manera anti-sistémica.

Es común creer que se trata de un proyecto de tecnología, porque lo que deberá quedar implementado es un software.

Es de lo más normal tener conflictos dentro del proceso, y es común que el implementador se desentienda de ellos

Pocas veces se tiene claridad y alineación a lo que se planea lograr, esto ocasiona múltiples “necesidades” todas muy importantes que luego no son resueltas.

Típicamente se hace un levantamiento de requerimientos el cual supuestamente permite dar una falsa sensación de control y conocimiento previo, que ocasiona que luego asomen N oportunidades.

Se busca darle solución al cliente adaptando el sistema a las necesidades de la empresa, ocasionando que las futuras migraciones sean excesivamente lentas, costosas y complejas.

Contar con un sistema muy modificado definitivamente ocasionará que una futura migración se vuelva todo un nuevo proyecto en el futuro.

La práctica común es que el cliente debe pagar anticipo aun y cuando no ha recibido nada a cambio.

El paquete o la bolsa de horas realmente no da ninguna garantía de fecha de entrega final, por lo mismo creemos que sí bien es una práctica común, realmente no garantiza una fecha de entrega final.

La práctica más común es planear cada tarea del proyecto, asumiendo que con esto los tiempos se van a cumplir, sin tomar en cuenta que existe la incertidumbre de fallar en cualquier momento, ocasionando que esa planificación no sirva de nada una vez que comienzan a presentarse los imponderables típicos del mundo de los proyectos.

Es un estándar de esta industria solicitar al cliente que compre todas las licencias antes de tener el sistema funcionando, y generalmente es el implementador quien solicita realizar estas adquisiciones, sí por N circunstancias el proyecto fracasa o se demora el cliente no podrá aprovechar esta compra como se había planeado.

Es clásico que el implementador sea quien tenga que dar soporte posterior al arranque ocasionando que el costo del proyecto se extienda con pagos fijos o variables después de estar operando con el sistema, lo que ocasiona que un posible mal soporte haga que el cliente busque a una nueva empresa quien difícilmente podrá dar continuidad al servicio por no poder garantizar el trabajo de otro.

Mayormente los clientes buscan implementadores expertos en su giro, esto es un mito que generalmente le hace creer a un cliente que porque un implementador hizo proyectos en empresas similares, entonces es el mejor implementador para mi proyecto, aun y cuando cada empresa aunque atiendan a los mismos clientes operan de forma diferente.

Es sabido que sí a un sistema se le mete información incorrecta, mostrará resultados incorrectos, y mayormente la posición de un implementador es “eso no es problema mio” detonando muchas oportunidades de corrección de datos en plena operación y por consecuencia mucha necesidad de soporte externo.

No es raro ver que una empresa lleve años tratando de lograr lo que quería originalmente y en muchos casos desistan o aborten el esfuerzo porque ya se le dedicó muchísimo más tiempo y esfuerzo del que se había planeado.

La manera tradicional de encarar estos proyectos mayormente ocasiona que el ciclo de vida del software en una empresa oscila los 2 a 4 años, si lo pensamos fríamente es muy poco tiempo para tanto esfuerzo.

Humanytek

Sí se trata de implementar un sistema lo más apropiado es un enfoque sistémico, ya que el sistema de software será implementado sobre el sistema humano “empresa”.

Realmente se trata de hacer que las personas de la empresa tengan las herramientas necesarias para poder exprimir al máximo posible la potencia de esa tecnología.

Porque entendemos que este es un proyecto de personas, ayudamos a los integrantes a solucionar cualquier conflicto de forma propositiva.

Nos preocupamos de que todas las personas de la empresa estén de acuerdo y realmente comprendan lo que la empresa quiere lograr, ocasionando que todos consigan lo mismo.

Porque es necesario considerar tiempo, costo y riesgo, omitimos el análisis de requerimientos y lo llevamos como un proceso de descubrimiento natural dentro de la implementación.

Nos preocupamos de hacer que el cliente adopte el sistema en su forma natural más pura posible evitando al máximo las personalizaciones y enseñando como hacer las cosas de forma diferente.

Cuando se cuenta con un sistema sin modificaciones o con muy pocas, el software se vuelve mucho más fácil de migrar ante una nueva versión.

En Humanytek buscamos la certeza y seguridad del cliente y a la vez la nuestra, por lo que solo cobramos cuando el cliente valida los avances del proyecto.

En Humanytek tenemos muy claro que el proyecto debe terminar en una fecha específica y que a veces es necesario dedicar más horas de las planificadas por eso creemos que es mejor controlar el tiempo restante para lograr el resultado que medir el “tiempo vendido”.

No planeamos cada tarea buscando que estas terminen a tiempo, nos preocupamos de administrar la incertidumbre para darle toda la importancia a la fecha final del proyecto y no a la fecha de entrega de cada tarea.

Porque entendemos que el dinero así como el tiempo son recursos limitados y que hay que cuidarlos, siempre sugerimos al cliente realizar las adquisiciones de licenciamiento mínimas para poder avanzar en el proyecto, y solo cuando el cliente validó que ciertas licencias son necesarias sugerimos que se cubra la totalidad de estos conceptos.

Sabemos que las empresas tienen que ser autosuficientes incluso en términos de soporte posterior, esto desemboca en que la velocidad de la empresa para resolver sus propias necesidades es extremadamente alta dando como resultado una libertad absoluta y un “auto servicio” mucho más veloz.

Aprovechamos el conocimiento que el cliente tiene sobre sí mismo para juntarlo con nuestra experiencia y conocimiento del software y así armar un equipo realmente multidisciplinario con el cual atendemos todas las necesidades de la empresa a través del software.

Somos tan responsables como el cliente de asegurar que la información que le daremos al nuevo sistema cumple con la calidad necesaria para poder tener una confiabilidad muy alta al momento de iniciar operaciones con el sistema, damos un seguimiento constante a los datos que se le van a cargar al nuevo sistema de manera muy cercana.

Hemos visto que la forma de hacerlo nos ha permitido lograr lo mismo o a veces incluso más de lo que se planeaba en mucho menos tiempo y con un esfuerzo financiero menor al modelo tradicional.

Por experiencia y con casos reales podemos decir con mucha seguridad que nuestras implementaciones bajo este enfoque tan poco tradicional tienen una vida útil muy superior a la que comúnmente se logran con el método tradicional.

Humanytek siempre se ha destacado por ser un partner Odoo cuyo objetivo es el desarrollo de proyectos integrales bajo una metodología diseñada para que cada cliente logre obtener un resultado tangible de su implementación.